Brasil sigue de tres en tres

Brasil sufrió para sacar los tres puntos en su duelo ante una Ecuador que dio la cara hasta que encajó el primero mediada la segunda mitad, y sigue contando sus partidos por victorias en estas Eliminatorias -cinco de cinco-. Richarlison fue el mejor en una selección brasileña en la que Neymar no tuvo su mejor día y Vinicius tuvo que conformarse con ver el partido desde el banquillo.

El plan de Alfaro en Porto Alegre era claro: la Tri salió decidida a presionar arriba y asfixiar la salida de pelota rival, obligando desde la defensa a buscar el pase en largo de los atacantes. Ni Casemiro, ni Fred ni Paquetá estuvieron cómodos en la medular ante el intenso acoso ecuatoriano, que obligó una y otra vez a Neymar a ser partícipe en el inicio de las jugadas desde muy atrás.

Así fueron trascurriendo unos primeros minutos en los que Ecuador logró maniatar a la canarinha, pero Brasil tiene recursos para dar y tomar, aun sin estar bien sobre el césped, y no tardó en demostrar por qué lidera con mano de hierro las Eliminatorias y llevar la iniciativa del encuentro.

Gabigol tuvo la más clara de la primera mitad al desperdiciar un mano a mano en el que Domínguez le ganó la partida encimándolo para tapar el hueco. El propio delantero de Flamengo logró batir al portero poco después pero su posición adelantada al recibir el pase de Danilo, muy activo en toda la primera parte, anuló el gol. Neymar, con un latigazo lejano, dio otro aviso antes de marcharse al descanso cojeando tras otra dura acción de los ecuatorianos, esta vez tras un choque en un contrabalón con Méndez.

Tras el intermedio el guion siguió el mismo curso, con Ecuador esperando para apretar y robar la pelota en campo propio y demasiado cómoda para jugar de visitante en suelo brasileño. Tite reaccionó añadiendo a Gabriel Jesús y cambiando el esquema, y no tardó en obtener recompensa. Neymar le robó la pelota a Arreaga cuando trataba de salir, y vio el desmarque por su izquierda de Richarlison, que fusiló con la zurda a un Domínguez que debió sacarla pero que vio cómo el disparo el doblaba las manos y acababa en la red para poner por delante a Brasil.

El gol cambió por completo el partido y a la canarinha, que se vino arriba y fue a buscar el segundo ante el titubeo ecuatoriano, con otras dos ocasiones clarísimas en las botas (y en la cabeza) de Gabigol y una acción salvadora de Arreaga para evitar que Firmino la empujara.

En los últimos compases de partido, Gabriel Jesús provocó un penalti que Neymar logró convertir a la segunda, después de que el VAR obligara a repetirlo tras el primer fallo del ‘10’. Brasil sigue contando sus partidos por victorias en estas Eliminatorias pero el triunfo dejó un sabor agridulce ante el posible adiós de Tite cuando pasen estas dos fechas debido a la polémica con la sede de la Copa América.

« S.D. repitió dosis detrás de Machado, Snell - Insólito en la última década: una final NBA sin LeBron ni Curry »

Ingresar al Sistema
Bienvenido:

Twitter
Calculadora
Consultar Ticket