Argentina se pasea en Lima

Perú no aprendió su lección en Santiago y lo pagó caro frente a un equipo con futbolistas de élite. Argentina fue inmensamente superior en el primer tiempo y desnudó a una defensa deficiente de los locales, que cometieron errores imperdonables a este nivel. Anotaron Nico González y Lautaro Martínez, que se consolida como el ‘9’ de Scaloni.

Para un equipo que suele padecer de pánico escénico cuando le toca superar a un rival inferior, un gol tempranero es el remedio ideal. Después del tanto de Nico González, que tomó a la defensa peruana tan mal parada como durante el resto del partido, Argentina se soltó y se convirtió en la selección que debería ser: con Messi liberado y comprometido, Lautaro generando espacios a espaldas de los centrales peruanos y un volumen ofensivo digno de un plantel más que competitivo.

Argentina olió sangre con el marcador a favor. Cuando peor jugaba y más desorientado lucía Perú, Paredes aprovechó otro error de coordinación de Abram y Santamaría, que ya había fallado en el primer tanto, y encontró solo a Lautaro, que se sacó sin dificultad a Gallese y puso el segundo. A los de Gareca les pasó lo mismo que en Chile: no supieron reaccionar después de encajar y confundieron ganas con desesperación.

Perú terminó el primer tiempo en campo rival, algo rescatable dado lo mostrado en el inicio del partido, pero remar contra la corriente, dos goles por debajo, resultó siendo agotador para un equipo con pocas ideas. Argentina supo jugar con esa desesperación sin exponerse: aguantó, ordenada, los embates peruanos, y lo hizo sin apremio, frente a un rival inconexo.

Los locales empezaron el segundo tiempo como terminaron el primero: plantados en campo rival y buscando por todos los medios conseguir el descuento. Argentina bajó un cambio y se notó, sobre todo en las jugadas divididas que solían ganar en la primera parte y que empezaron a perder en la segunda. André Carrillo fue el más peligroso de la selección local, pero sus intentos, muy aislados, no alcanzaron para descontar.

A Messi le bastaron los galones, que obligaron a los de Gareca a vigilarlo siempre con dos o tres futbolistas, y también su compromiso en la marca, que incomodará seguramente a los hinchas culés, poco acostumbrados a verlo perseguir al lateral rival con la energía del perro que corretea detrás de su pelota. Además, con variantes en ataque y frente a una defensa de papel, Leo puede alternar entre la segunda y la tercera velocidad y, aún así, en piloto automático, hacer la diferencia.

Con esta victoria, Argentina despeja algunas dudas, maquilla su mal partido ante Paraguay y se pone a tiro de la punta de la tabla, que por el momento le pertenece a Brasil. Perú, por su parte, mira todo desde el sótano, que comparte con Bolivia después de cuatro jornadas, con todo por mejorar en lo que queda de torneo. La buena noticia para los peruanos es que hay tiempo hasta marzo para replantear y, sobre todo, para que Guerrero se recupere.

« Así será la NBA 2020-21: calendario, All Star, Finales... - Gol de Salomón Rondón le da la victoria a la Vinotinto »

Ingresar al Sistema
Bienvenido:

Twitter
Calculadora
Consultar Ticket